miércoles, 31 de octubre de 2012

U_U


De La comprensión de los misterios del Tao de Wen-Tzu  
versión de Thomas Cleary

Lao Tse dijo:

La energía que la gente recibe de la naturaleza es una en lo que concierne a los sentimientos de los sentidos hacia el sonido, la forma, el olor y la temperatura. Pero la manera en que se utiliza difiere en que algunos mueren y otros viven por ello; algunos se convierten en personas ejemplares y otros se convierten en personas miserables.
El espíritu se halla donde se reúne el conocimiento; cuando el espíritu es claro, el conocimiento está iluminado. El conocimiento es la sede del corazón; cuando el conocimiento es objetivo, el corazón es ecuánime.
La razón por la que la gente utiliza el agua límpida como espejo, y no una corriente en movimiento, es porque está clara y tranquila. Así, cuando el espíritu está claro y la atención es ecuánime, es posible discernir entonces la verdadera condición de las personas.
Por ello, su uso depende inevitablemente de la no explotación.
Cuando un espejo es claro, el polvo no lo ensucia; cuando el espíritu es claro, los deseos habituales no lo engañan.
De esta manera, si la mente va a algún lado, el espíritu está allí en un estado de atención creativa; si regresas al vacío, esto extinguirá la actividad convulsa, de manera que la mente pueda descansar. Ésta es la libertad de los sabios. Esta es la razón por la que quienes gobiernan al mundo deben realizar la verdadera condición de la naturaleza y de la vida antes de poder gobernarlo.
.

El cerdito valiente


 
Un extranjero se encontraba viajando por parajes rurales de algún pueblo veracruzano.
Se extravió y mientras trataba de encontrar algún camino en el mapa que lo redirigiera a su ruta, vio en la distancia enormes criaderos de cerdos y pocilgas llenas de cerdos corriendo por el monte, y otros revolcándose felices en el lodo.

De repente, hubo algo que le llamó la atención. Le pareció ver un cerdo con una pata de palo, pero como no estaba seguro se acercó hasta el lodoso lugar donde había visto al animal. Y efectivamente, se trataba de un cerdo con una pata de palo.

El hombre encontró el camino hasta la granja y condujo hasta el corral donde estaba el granjero dueño del lugar.

- Disculpe -, dijo el extranjero - estaba manejando por los alrededores y viendo a sus cerdos, cuando vi algo que me hizo detenerme, y como no quería quedarme con la duda acerca de lo que vi, decidí venir aquí y preguntar. Dígame, ¿acaso vi mal? ¿O de verdad tiene un cerdo con una pata de palo?

El granjero sonrió y replicó:

- Aaaaah, ese es Cesar. Él es el cerdo más fino que alguien jamás pudiera tener. ¡Y además es muy listo! Déjeme contarle un poco sobre ese cochino. ¿Ve esa lancha allá abajo en la rivera? Bueno, es una drenadora que extrae platino. Bueno, pues Cesar olfateó y encontró el yacimiento, mostrándonos donde instalarnos. Ahora esa drenadora nos da $500,000 pesos cada año.

- Y hay otra pequeña historia, un poco más personal - prosiguió el granjero - Una noche mientras me emborrachaba, tropecé y tumbé una lámpara que provocó un incendio en la casa. Y Cesar olió el humo, vino corriendo, y como la entrada estaba cerrada, rodeó la casa, entró por la puerta de la cocina, se llevó a mi esposa y a los niños, y a mi me reanimó, y como yo aún estaba aturdido, me arrastró con su hocico fuera de la casa, entre humo y llamas. No hay duda de eso. Esa noche Cesar nos salvó la vida, y eso es algo que nadie puede olvidar tan fácilmente.

- ¡Woooaaoo! - exclamó sorprendido el viajero - ¡Es asombroso!  ¡Créame que he viajado por todo el mundo y jamás en mi vida había escuchado una historia como esta!  ¡Es fantástica!... Pero dígame, ¿cómo es que el cerdito tiene una pata de palo? ¿Tuvo algún accidente, lo atacaron o qué?

El granjero se río y dijo:

- Bueno, es lógico que cuando tienes un cerdo así de inteligente, no te lo vas a comer todo de una sóla vez, ¿o sí?
..

Las palabras de los loros


De Cuentos folklóricos Tailandeses, adaptado por Amy Friedman
Ilustración de Jillian Gilliand

Hace mucho tiempo, el pájaro conocido como Barbudo (Capitonidae), un ave muy colorida, vivía en los hogares de la gente. Los Barbuddos eran tan inteligentes que aprendían fácilmente a hablar como la gente con la que vivían.
También eran reflexivos, y así los humanos y los pájaros conversaban mutuamente.

¡Oh, destino! Un día, un joven campesino llamado Sunan se encontraba hambriento y espió a un búfalo que deambulaba por los campos cercanos a su casa. Tenía tanta hambre que lo mató, lo cortó en pedazos y se lo llevó a su casa, en donde cocinó algo de la carne y escondió el resto en su arrocera.

Pero verán, Sunan sabía que éste búfalo pertenecía a su vecino.

- Esposa, niños - llamó Sunan a su familia - ya no pasaremos más hambre - y entonces les contó lo sucedido con el búfalo del vecino.

Aldía siguiente, el vecino de Sunan, Klahan, tocó a la puerta y dijo:

- Estoy buscando a mi búfalo, Sunan. Me preguntaba si lo habías visto.

Sunan apartó la mirada y dijo "No" friamente "No he visto a tu búfalo"

Pero justo entonces, el barbudo habló:

- Sunan comió búfalo anoche y escondió el resto en la arrocera

Ambos hombres miraron alarmados al pájaro, pero antes de que Sunan pudiera decir algo, Klahan corrió hacia la arrocera. Sunan corrió trás él, y el pájaro voló trás ellos.

Cuando Klahan vio la carne, estaba incrédulo

- ¿Qué es esto? - le preguntó a Sunan.

- ¡Oh! - dijo Sunan -, aquí mantego la carne de búfalo, pero éste no es tu animal. Ésta es la carne de una criatura que maté hace mucho tiempo.

El pájaro barbudo estaba asombrado.

- No - dijo el pájaro - éste es el búfalo que mataste ayer. Eso es lo que le dijiste a tu esposa anoche.

Una vez más, ambos hombres miraron al pájaro. Sunan estaba furioso, y Klahan no sabía a quien creerle.

- Llevemos este caso con un juez - dijo Sunan -. Sin duda, ningún juez inteligente considerará la palabra de un tonto pájarraco por encima de la de un hombre.

- Entonces mañana - dijo Klahan - los veré a ti y a tu pájaro en la corte.

Sunan fue hacia su casa, preocupado y furioso, cuando de repente tuvo una idea. Agarró al barbudo y lo colocó en una vasija, y sobre esta vasija le colocó un trozo de tela negra.

Esa noche el cielo estaba resplandeciente de estrellas y de la luz de la luna llena, pero dentro de la vasija sólo había oscuridad. Y entonces Sunan comenzó a golpear la vasija. Primeo quedamente, pero luego con más y más intensidad.

Dentro de la vasija, el barbudo temblaba de miedo.

- ¡Oh, los truenos son tan fuertes! - murmuró acobardado, porque no le gustaban las tormentas.

Entonces Sunan comenzó a verter agua sobre la tela para que se sintiera como lluvia que caía sobre la colorida espalda del pobre barbudo.

- ¡Oh! Pero que noche tan oscura y tormentosa - dijo temblando el barbudo, esperando ansiosamente que llegara el amanecer.

Y así, al amanecer Sunan sacó al barbudo fuera de la vasija y lo colocó en su jaula.

- Ahora iremos a la corte - le dijo al pájaro.

En la corte, el juez escuchó atentamente el testimonio de Klahan, y entonces mandó llamar al barbudo para que hablara.

El pájaro se irguió e hizo uso de la palabra:

- Mi amo mató al búfalo del vecino y escondió lo que no se comió en la arrocera. Eso fue lo que le dijo a su esposa.

Sunan comenzó a reír suavemente.

- ¿De qué se está riendo? - reclamó el juez.

- Lo siento - dijo Sunan -, es sólo que no puedo imaginar el porque Usted tendría que escuchar lo que tuviera que decir un tonto pájaro.

El juez dijo enojado:

- Todos saben que el barbudo es una criatura altamente inteligente.

Sunan rió disimuladamente.

- Bueno, éste barbudo dice tonterías y sin sentidos muy a menudo, a veces se me olvida. Adelante, pregúntele lo que sea. Pregúntele como fue la noche anterior.

Y así lo hizo el juez. El barbudo nuevamente se irguió y dijo:

- Anoche estubo oscuro y tormentoso. Los truenos nunca pararon durante toda la noche.

Todos en la corte miraron al pájaro con descrédito, puesto que todos recordaban que la noche anterior había sido clara y hermosa.

- Señor Juez - dijo Sunan -, seguramente Usted no me condenará por un crimen basado en las palabras de semejante criatura.

El juez cabeceó.

- No. Veo que Usted es inocente. Y debido a que las palabras de esta criatura lo pusieron en peligro, ordenaré que nadie tenga y cuide a estos pájaros en sus casas nunca más. Enviáremos a todos los barbudos a vivir a los bosques.

Y así sucedió.

Unos meses después, el barbudo de Sunan estaba en el bosque cuando divisó un pájaro mucho más grande y brillante que él.

- ¿Quién eres tú? - preguntó el barbudo.

- Soy un loro - dijo el extraño, he venido aquí desde el sur con mi parvada. Hablamos el lenguaje de los humanos.

- Bienvendio - dijo el barbudo -, pero déjame advertirte. Cuando los humanos descubran que puedes hablar en su idioma, te capturarán y te llevarán a sus casas.

- Estará bien - dijo el loro.

- Pero ten cuidado - dijo el barbudo -. Debes tener cuidado de lo que dices. Los humanos no siempre son confíables y sólo quieren escuchar sus propios pensamientos. No están interesados en nuestra sabiduría. Si se las ofreces, podrías ser castigado.

- El loro le agradeció al barbudo, y no mucho después sus predicciones se volvieron realidad. Los humanos se enteraron de que los loros hablaban y los capturaron y se los llevaron a sus casas. Ahí ellos se encargaban de cuidarlos y alimentarlos, pero al igual que alguna vez lo hicieron con los barbudos, les enseñaron a sus loros palabras que ellos esperaban que dijeran.

Pero el loro le transmitió la sabiduría del barbudo a sus compañeros, y es por eso que los loros nunca dicen lo que piensan; sólo hacen eco de lo que los humanos les dicen. 
.

martes, 30 de octubre de 2012

La Leyenda del Ajedrez

.
De El Libro Negro de la masonería del Dr. Serge Raynaud de la Ferriere

Para distraer a un Príncipe de la India que había perdido en una batalla a su hijo idolatrado, un pobre y modesto brahamin, llamado Lahur Sessa, vino a ofrecerle un juego de su invención que consistía en un gran tablero dividido en 64 casillas iguales, sobre las cuales evolucionaban un rey, una reina y sus súbditos. El Rey no podía librar batalla sin la cooperación de todas sus piezas inferiores que le rodeaban; tal era la regla de este juego con el que Lahur Sessa ofrece al príncipe, al mismo tiempo, una juiciosa alabanza. El príncipe experimentó tal complacencia con este juego, que concedió al brahamín que él mismo fijara su recompensa. Este se contentó con responder que le asignase un grano de trigo por la primera casilla del tablero, dos por la segunda, cuatro por la tercera, y así sucesivamente hasta la casilla sexagésimacuarta, duplicando siempre, y que le fuera entregada la suma total. El príncipe ordenó inmediatamente satisfacer una demanda tan modesta en apariencia, pero habiendo sido hecho el cálculo, él cayó de bruces, cuando su tesorero vino a informarle que el total se elevaba a:

...........................18,446,744,073,709,551,615
...........................(cantidad de 20 cifras que resulta sustrayendo una unidad
 ..........................a la sexagésimacuarta potencia de 2:

...........................18,446,744,073,709,551,616
...............................................................menos 1
..........................._______________________

...........................18,446,744,073,709,551,615)

y que para producir semejante cantidad de trigo, habría sido preciso sembrar durante más de un siglo la India entera, incluyendo las zona ocupadas por las ciudades, por lo cual esta cantidad que se debía entregar a Lahur Sessa, equivalía a una montaña que tuviera por base la capital del reino y fuera cien veces más elevada que los Himalayas. Se dice que el rey no le guardó rencor el brahamín por esta segunda lección, y lo designó en el acto su primer ministro.
.

Curso de noruego. Lección 41: Comparativo y superlativo (Segunda y última parte)

.

Mmmmh, estube releyendo la clase anterior y veo que no quedaron muchas cosas por explicar, se vieron los comparativos de superioridad y los superlativos, en otras palabras, que algo es más o lo más que  algo o alguien.
 
En resumidas cuentas, toda la lección podria sintetizarse que  "a los adjetivos se le añaden ere o re o bien añadiendo mer (más) o mer enn (más que) en el grado comparativo, y est o st en el grado superlativo.
 
Utilizando un ejemplo de la lección anterior:

- Adjetivo............Comparativo..........Superlativo
------
----------------------------------------------------     
- Smart--------------->smartere----------------->smartest
- (listo/a)..............(más listo)..............(el/la/lo más listo/a)

Esto es, en adjetivos monosílabos.

Para los adjetivos de dos o más sílabas no se les añade la terminación "ere/re" en el comparativo ni "est/st" al final sino que se les antepone las palabras mer/mere para el comparativo y mest para el superlativo (salvo raras excepciones). Así:

- Adjetivo.............Comparativo...........Superlativo

-------------------------------------------------------      
 - Sulten-------------> Mere sulten ----------> Mest sulten
- (hambriento/a).....(más hambriento/a)...(el/la/lo más hambriento)

Pero se quedó en revisar el uso de los comparativos y superlativos aplicados en plural. Pues bien, la cosa es igual de sencilla, no hay complicación, puesto que se siguen aplicando los mismos principios, salvo que se le agrega una "e" al final del comparativo y del superlativo.

Utilizando los mismos ejemplos anteriores, en plural quedan así:

- Adjetivo.............Comparativo..............Superlativo
-----
--------------------------------------------------------
- Smarte --------------> smartere ----------------> smarteste
- (listos/as).........(más listos/as)..........(los/las más listos/as)

- Sultene---------------> Mere sulten ----------> Mest sulten
- (hambrientos/as).....(más hambrientos/as)....(los/las más hambrientos/as)

En el primer caso, utilizamos un adjetivo monosílabo y en el segundo uno bisílabo, por tal motivo, en el primer caso no utilizamos ni mer/ere ni mest.
 
Lo mismo para los trisílabos o polisílabos. Veamos la metamorfosis del adjetivo fargerik (colorido), el cual tiene 3 sílabas:

Fargerik en singular:

- Adjetivo............Comparativo..............Superlativo
------
------------------------------------------------------
 - Fargerik --------> Mer fargerik -----------> Mest fargerik
..(colorido/a).......(más colorido/a) ........(el/la/lo más colorido/a)

Fargerike en plural:

 

- Adjetivo............Comparativo..............Superlativo
--------------------------------------------------------------
 - Fargerike -------> Mer fargerike -------------> meste fargerike
..(coloridos/as)---> (más coloridos/as)--> (los/las más coloridos/as)

Un ejemplo más, un adjetivo de 5 sílabas: Fargesprakende (sobrecargado de colores) muta así:

Fargesprakende ------> Mer fargesprakende ------> Mest fargesprakende

No obstante aquí se presenta una situación: Fargesprakende es un adjetivo que puede utilizarse tanto en singular como en plural, debido a su terminación en "ende"

Y de paso, si queremos saber la diferenciaentre fargerik y fargesprakende estas dos ilustraciones podrán ayudarnos:


 "En fargerik tegning"
(Un dibujo colorido)

"En fargesprakende fisk under effektene av LSD"
(Un pez bastante colorido bajo los efectos del LSD)

La diferencia radica más, según lo entendido, en que lo segundo está determinado más por cuestiones aletorias, tales como el mal gusto, el daltonismo, efectos químicos psicotrópicos que actúan sobre el sistema nervioso central o incluso por capricho de la naturaleza misma.

Dejando la lisergia a un lado, ahora algunas excepciones más conocidas y usadas de comparativos y superlativos irregulares:

- God ----------> Bedre  ---------> Best
- (Bueno -------> Mejor ----------> Lo/la/el mejor)

- Dårlig -------> Verre ----------> Verst
- (Malo --------> Peor -----------> Lo peor de lo peor)

- Stor ---------> Større ---------> Størst
- (Grande ------> Más grande -----> el/la/lo más grande)

- Ung ----------> Yngre ----------> Yngst
-(Joven --------> Más joven ------> el/la/lo más joven)

- Gammel--------> Eldre ----------> Eldst   
- (viejo -------> Más viejo/a ----> el/la/lo más viejo/a)
   
- Lang ---------> Langere --------> Langst   
- (largo/a -----> Más largo/a ----> el/la/lo más largo/a)

- Lille --------> Mindre ---------> Minst   
- (menor -------> Mucho menor ----> el/la/lo más menor/ lo menos)

Como podemos observar, algunas de estas excepciones no siguen un patrón definido e incluso llegan a cambiar completamente las letras que conforman originalmente al adjetivo.

Aquí termina la lección. En corto (ahora sí, en corto, no pasa de ésta semana) la siguiente lección y otros agregados al diccionario visual.

Me despido no sin antes recomendar - cosa muy offtopic - a los lectores de América Latina, la serie "La Ruta Blanca", mira que yo no soy de ver novelas, (ni tele, de hecho) pero vaya que ésta co-producción mexico-colombiana me tiene atrapado, es muy buena.


Entonces, sin más que añadir, vi snakkes, Gracias og ha det fint så lenge!
Hasta pronto.
Gracias.
.
.

♫♪ ¡Ojo al Gorila! ♪♫

¡XD!

El Gorila
Joaquín Sabina, Pablo Carbonell y Javier Krahe



A través de las anchas rejas
de la jaula de un bello zoo
Contemplaba un grupo de viejas
un gorila muy juguetón
Sin ningún pudor las comadres
Señalaban cierto lugar
Que como es natural mi madre
Me ha prohibido aquí citar

¡Ojo al gorila!

De repente se abre la puerta
de la jaula del animal
¿Cómo es posible que esté abierta?
alguien debió cerrarla mal
El mono al verse sin grilletes
En vez de ¡Viva la libertad!
Dijo tocándose el paquete
"Hoy pierdo la virginidad"

¡Ojo al gorila!

El guardián con gesto afligido
pensó para si "¡Santo Dios!
Es un gorila reprimido
y la culpa la tengo yo"
y todas las viejas curiosas
de que al principio les hablé
pusieron pies en polvorosa
a pesar suyo, yo lo sé

¡Ojo al gorila!

Incluso aquellas que miraban
al gorila como a un don Juan
fingieron estar asustadas
por aquello del qué dirán
el fornicio les daba miedo
pero ustedes y un servidor
sabemos que el quiero y no puedo
es un suplicio mucho peor

¡Ojo al gorila!

Todo el mundo alocadamente
huye lejos del animal
salvo una vieja indiferente
y un joven juez sin moral
El mono al ver el fracaso
Y que todos huyen de él
empezó a acelerar el paso
hacia la vieja y hacia el juez

¡Ojo al gorila!

"¡Bah!" decía la solterona
"¿cómo un mono me va a querer?
Si al menos fuese yo una mona
pero soy toda una mujer"
Y el juez pensaba insobornable
"Que el elegido sea yo
es completamente improbable"
Ya veremos luego que no

¡Ojo al gorila!

Supongamos por un instante
que igual que el mono debe usted
elegir como dulce amante
bien a una vieja, bien a un juez
pienso que si esta alternativa
la debiera decidir yo
la vieja, aun sin ser atractiva
sería el objeto de mi elección

¡Ojo al gorila!

Pero aunque el bueno del gorila
sea Tarzán haciendo el amor
por el contrario cuando cavila
da más gatillazos que yo
con que en vez de optar por la vieja
como haríamos usted o yo
agarrando al juez de una oreja
bajo a un árbol se lo llevó.

¡Ojo al gorila!

Lo que viene después es algo
que hubiera querido contar
pero me estimo en lo que valgo
y no quiero degenerar
Basta decir que el juez gemía
y que luego empezó a gritar
como el hombre que el mismo día
él había mandado ahorcar

¡Ojo al gorila!
.

Si nos pertenece, vendrá a nosotros


De Cuentos Folklóricos de Laos de Dr. Wajuppa Tossa y Prasong
 
 
Había una vez, un anciano y una anciana que vivían en una choza cerca de un campo de arroz. Era pareja muy trabajadora. Pero, aunque trabajaban duro todo el día, eran muy pobres. Trabajaban duro en su campo. Recorrían el bosque buscando plantas, hierbas y leña para vender. Pero aún así, seguían siendo muy pobres. Un día, mientras la pareja estaba removiendo un montículo de termitas del campo de arroz, el viejo golpeó algo duro con su azadón. Cavó hasta desenterrar el objeto por completo, y descubrió que era una vasija gigante. ¡Qué raro! La vasija estaba repleta de oro. El viejo llamo a su mujer.

- ¡Vieja, ven rápido! ¡Alguien ha escondido una vasija llena de oro en nuestro campo de arroz!

Su mujer vino corriendo y lo ayudó a despejar la tierra alrededor de la vasija. Estaba llena hasta el borde de oro. La mujer estaba contentísima.

- Viejo, encontremos rápido a alguien que nos lleve este oro a casa

Pero el anciano sacudió la cabeza.

- Querida vieja, no creo que eso sea una buena idea. Este oro no nos pertenece. Debemos dejarlo aquí

La anciana discutió con el viejo, pero él le dijo tranquilamente:

- Vieja, si nos pertenece, entonces vendrá a nosotros. No podemos tomar lo que claramente no es nuestro

De mala gana, la anciana estuvo por fin de acuerdo. Ella intentó convencer al viejo de que cambiara de opinión, pero él se mantuvo firme. Cuando llegaron a casa, la vieja les contó a los vecinos lo que habían encontrado, pero ellos sólo se rieron de ella. Nadie le creyó ni una palabra. Pero un día, unos comerciantes de búfalos que pasaban por ahí escucharon la historia. Encontraron el montículo de termitas y cavaron hasta desenterrar la vasija. Con gran cautela, removieron la tapa y retrocedieron saltando del susto ¡Que mentira! En la vasija no había más que una enorme serpiente enroscada en su interior, llenándola por completo con su cuerpo.

- No podemos dejar que se salgan con la suya contándonos semejante mentira. Vamos a enseñarles una lección a esos viejos

Los mercaderes encontraron una liana de enredadera fuerte en el bosque, la ataron alrededor de la vasija y así, lograron subirla a su carreta. Esa misma noche, muy tarde, dejaron caer la vasija frente a la puerta de la choza de los ancianos. Colocaron la vasija sobre un lado, retiraron la tapa y entornaron la puerta. Luego desaparecieron en la noche con rapidez, seguros de que la serpiente entraría en la casa y mordería a los viejos.

A la mañana siguiente, la vieja se levantó, como de costumbre, antes del amanecer para prepararle el desayuno a su esposo. Aún estaba oscuro cuando abrió la puerta y salió. Pero tropezó con la enorme vasija y dio un grito terrible de susto. Su marido saltó de su petate y corrió para ver lo que había sucedido. Ahí estaba la enorme vasija del campo de arroz tirada justo frente a su puerta.

- ¿Quién pudo haber traído esto hasta aquí? ¿Quién haría algo así?

El viejo estaba perplejo. Trajo una vela y ambos inspeccionaron la vasija. Estaba repleta de oro.

- ¿En verdad es oro? - jadeó la vieja - Querido esposo, ¿esto significa que el oro es nuestro?

- Sí -dijo el viejo -. Es tal como te dije, si nos pertenece, entonces vendrá a nosotros. Y ha venido, así que debe de ser nuestro.

La vieja cabeceó con solemnidad.

- Sí, querido, ahora veo que es tal como tú dijiste: si nos pertenece, entonces vendrá a nosotros
.

lunes, 29 de octubre de 2012

La percepción de los sabios


De Budismo, la escencia del Zen de Thomas Cleary

El Sutra de la Luz Infinita dice: “Los ríos, lagos, pájaros, árboles y bosques invocan al Buda, la Verdad y la Comunidad.
Basta un instante de consciencia no discriminativa para que aflore la gran sabiduría. Esto es como verter agua en el océano o insuflar aire en un huracán.
Además, ¿cómo se produce la discriminación? “Buda” es un término provisional que designa lo que no puede verse por más que miremos, lo que no puede oirse por más que escuchemos, lo que no tiene principio ni fin por más que lo busquemos. “Buda” engloba la forma y el sonido, abarca el cielo y la tierra, penetra en lo más alto y lo más bajo. No se trata de un fenómeno externo y, por tanto, no existe perspectiva, persona ni pensamiento aparte de él, y se halla presente en todo lugar y en cada cosa.
“Buda” es la fuente original de la consciencia, siempre omnipresente e inmutable a pesar de la decadencia del cuerpo. Sin embargo tú no puedes utilizar todavía lo que siempre está presente. La budeidad es maravillosa pero si te obsesionas con ella la transformarás en una enfermedad. Como dice el proverbio: “Aunque el polvo de oro sea muy preciado, si cae en tus ojos te cegará”.
Un patriarca dijo: “No es mente, no es Buda, no es nada, ¿De qué se trata?” Con eso está dicho todo. Ésta es la espada de diamante que corta todas las obsesiones.
Otro maestro dijo: “La menor confusión puede atraparte en actividades infernales, el más pequeño sentimiento puede encadenarte para siempre. Detén todos los sentimientos ordinarios y no necesitarás buscar la sabiduría porque ésta brotará espontáneamente”
 - Maestro Xiatang
 .

La parábola del estudio


De El Jardín de las Anécdotas de Armando José Sequera

Ya tengo setenta años dijo el duque Ping de Jin a su músico ciego, Shi Kuang -. Aunque quisiera estudiar y leer algunos libros, creo que ya es demasiado tarde.

- ¿Por qué no enciende la vela? - sugirió Shi Kuang.

- ¿Cómo se atreve un súbdito a bromear con su señor? - exclamó el duque enojado.

- Yo, un músico ciego no me atrevería - protestó Shi Kuang -. pero he oído decir que si un hombre es devoto al estudio en su juventud, su futuro es brillante como el sol matinal; si se aficiona al estudio en su edad media, es como el sol de mediodía; mientras que si comienza a estudiar de viejo, es como la llama de una vela. Aunque la vela no es muy brillante, a lo menos es mejor que andar a tientas en la oscuridad.

Y el duque estuvo de acuerdo.
 
..

La puerta


De Cuentos del Tíbet de Ramiro Calle

Un joven llegó hasta su casa y, al mirarse en los bolsillos, se dio cuenta que había perdido la llave de la puerta. Entonces empezó a preguntar a todos los viandantes si habían encontrado una llave. Nadie la había hallado. El hombre, muy desconsolado, comenzó a lamentarse en voz alta:
"¿Qué haré ? ¡ Pobre de mi ! No puedo entrar en mi casa. La puerta no se puede abrir.  ¿Hasta cuándo tendré que estar aquí esperando?"

Pasó otro joven por allí y escuchó los lamentos del muchacho. Se aproximó a él y colocó su mano franca sobre el hombre que se autocompadecía por su pérdida. Le dijo:
 
- Amigo, no te desanimes. ¿Por qué tanta amargura y desconsuelo? Tu puerta está cerrada, pero esta es tu puerta y es tu casa. Sé paciente. No te angusties, no te dejes ganar por la zozobra. Si sabes esperar, tu puerta se abrirá y podrás penetrar en tu acogedora casa. Paciencia, pues, amigo mío.

El joven que había perdido la llave, miró a los ojos de aquel desconocido. Era la mirada del que está solo, irremediablemente solo. En esos ojos insondables, había un destello de tristeza, sí, y de búsqueda sin encuentro, y del camino sin meta cercana, y de viaje sin término próximo. Y el desconocido agregó:

- Al menos tú, aunque cerrada, tienes una puerta y tienes una casa. ¡ Qué diera yo por tener una casa aunque su puerta estuviera cerrada! Tú amigo mío, no tienes llave porque la has perdido.
Yo no tengo ni llave, ni puerta ante la que detenerme, ni casa en la que refugiarme. Y sin embargo, espero sin impacientarme.
..............................................................................................

* El Sabio declara: Si has encontrado tu vía, se paciente. Las puertas se cierran, pero esas mismas puertas se abren si eres paciente y perseveras en la búsqueda.
 
..

El hábito urinario del Perro

.
 De Cuentos Folklóricos de Laos de la cuentacuentos Dr. Wajuppa Tossa

El perro solía tener tres patas. No estaba con eso porque no podía correr tan rápido como otros animales y tampoco podría saltar ni tan alto ni tan lejos como otros que tenían 4 cuatro patas. Así que fue al cielo a ver al Gran Indra para pedirle una cuarta pata.

- ¡Oh, Gran Indra! por favor déme una cuarta pata, así como se la has dado a otros animales - pidió el perro.

El Gran Indra dijo:

- Pero ya no quedan más patas. Se las he dado todas a los otros animales que vinieron antes. Has llegado demasiado tarde, Perro.

- ¡Oh, por favor, Gran Indra! Por favor déme una. Si no tengo mi cuarta pata, no volveré a bajar a la tierra - dijo el perro con determinación.

- No tengo más patas que darte. Ya las he repartido todas. Todo lo que tengo son las patas de mi asiento. Pero bueno, como insistes, ¿por qué no tomas una de las patas de mi asiento? - sugirió Indra

- ¡Oh, muchas gracias Gran Indra! Ahora podré saltar tan lejos o tan alto como otros y podré correr tan rápido también - dijo el perro.

- Ahora que tienes la pata de mi asiento, Perro, debes prometer que la mantendrás lo más limpia que puedas, jamás la ensucies con nada - ordenó Indra.

- ¡Si, Señor! - confirmó el perro - Incluso cuando vaya a orinar, levantaré mi cuarta pata para mantenerla limpia.
.

Unos cuantos chistes psicotrópicos sobre el LSD

.

En el consultorio médico, el doctor le da unas dosis de LSD a su paciente que padecía de constipación.

- Pero doctor, ¿cómo se supone que me va a ayudar esto?

- Jéh - contesto el doctor riendo - ya verá como se va a cagar cuando vea al Gran Dragón
................................................................................................ 

Un tipo que había ido a una fiesta, había bebido demasiado y no sólo eso, también se había metido una dosis elevada de LSD.

El "elevado" hombre se perdió tanto en su viaje que siguió su propio rumbo por el jardín de la casa  donde se realizaba la fiesta y así siguió por misteriosos, coloridos y luminosos caminos que la dietliamina cruzada con el alcohol le hacían ver.

Luego de dos horas y de haber cruzado bosques y calles desconocidas, se encontró en una carretera dónde veía en la distancia lo que al parecer era un ciclista que había tenido un horrible y aparatoso accidente.

El ebrio y drogado tipo se acercaba lentamente, mientras el pobre hombre estaba tirado sobre un charco de sangre, con su bicicleta completamente destrozada, con una rueda atorada en su cabeza y la otra rueda atorada en su pies. El accidentado aullaba de dolor.

Luego de 5 largos minutos, el tipo del LSD llegó sonriente, danzando como un místico, balancéandose y haciendo poses raras. El ensagrentado, entre agónicos aullidos le suplicó:

- ¡Aauuuuu! ¡Aaaaaaayyy! ¡Por favooooor! ¡Llame a una ambulancia!

El drogado lo miró, se inclinó hacia él con una enorme sonrisa y mientras le apuntaba con su dedo índice, le dijo:

- Noooooooo... TÚ eres una ambulancia... 
 ................................................................................................ 

 

Verá doctor - platicaba un paciente - la otra noche estaba viendo una película sobre el LSD en mi laptop cuando mi madre vino a la habitación y me dijo "¿Te estás drogando?", "No"- le contesté - "sólo estoy viendo una película muy rara, eso es todo"... Pero luego de eso me acordé de que mi madre había muerto hace 6 años y que ni siquiera tengo una laptop. Mire mi regazo y efectivamente, no tenía ninguna laptop, miré mis manos y me comenzaron a brotar manos de las manos y dedos de los dedos que reían. Me dió vértigo y vomité peces de colores que se fueron flotando en el viento. Me asusté y me fui corriendo al baño para mojarme la cara y entonces... cuando me miré en el espejo mi rostro comenzó a derretirse y... traté de detenerla pero sólo conseguía hundir mis dedos en la piel líquida...luego de eso me fui corriendo por el bosque y...no recuerdo mucho, pero cuando desperté me encontré nuevamente en el mueble de mi sala...

-
Ya veo -
dijo el doctor - al parecer tu adicción a los alucinógenos te ha estado afectado más de lo que esperabas

- ¿Entonces qué debo hacer, doctor? -
dijo el hombre angustiado

- Pues para comenzar, buscarte un doctor real. Ya te he dicho varias veces que soy imaginario y que tengas cuidado porque esta bodega abandonada no es ningún consultorio y en cualquier momento la van a demoler contigo adentro.
 

 ................................................................................................ 


Un niño de 6 años jugaba en un parque con varios frasquitos con diversas sustancias. El pequeño llevaba rato ahí haciendo diversas mezclas con los polvos, hierbitas, honguitos y diversos líquidos para luego colocar los líquidos resultantes en otros frasquitos.
Pues bien, el crío se encontraba en ese momento virtiéndo algunas gotitas de esos líquidos sobre algunas hormigas que iban caminando por sus caminitos.

Un sacerdote que pasaba por ahí vio que el pequeño observaba detenidamente las reacciones que presentaban las hormiguitas: unas se detenían y se quedaban "dormidas", otras comenzaban a dar vueltas en círculos, algunas se convulsionaban, unas más parecían petrificarse y otras más se volvían completamente locas y corrían de un lado a otro totalmente erráticas.

El sacerdote se acercó al muchachito lleno de curiosidad:


- Buenos días, jovencito. ¿Qué estás haciendo con esos frasquitos?
- preguntó el sacerdote amablemente

- Les estoy poniendo gotitas de experimentos
- dijo el pequeñín

- ¿Ah sí? ¿Experimentos, eh?
- contestó el religioso - ¿puedo ver los frasquitos?

-
 


El sacerdote tomó entonces los frasquitos y se exaltó al ver que contenían cosas que él estaba convencido se trataban de cocaína, heroína, éxtasis, LSD, cannabis, setas alucinógenas, DMT, éter, insulina... todo un pequeño laboratorio de sustancias noscivas.
Pensando en la eminente peligrosidad y en apartar al niño del pecado, el sacerdote pensó en persuadirlo de dejar esas cosas.


- Mira, hijo. Yo aquí también tengo un frasquito, pero con agua bendita para que se las pongas a las hormiguitas en lugar de tus "experimentos"

- No, gracias, Padre -
contestó el crío - prefiero estos frasquitos

- ¡Pero es que ésta es agua bendita especial!

- ¿Y qué tiene de especial esa agua?

- ¡Ah!
- dijo el sacerdote sonriendo - una vez le puse unas gotitas en la panza de una señora y ella tuvo un bebé

- Tssss
- exclamó el niño en tono medio burlón - ¡eso no es nada! ¡Una vez le puse a un perro unas gotitas de éste frasquito en la garganta y saltó dándo una marometa de 3 giros, se fue corriendo en reversa y arrebasó a una kawasaki!.
 ................................................................................................ 

 
Dos adictos al LSD se encontraban afuera de la casa de uno de ellos y de pronto pasa una ambulancia por la calle.
Los adictos a la dietilamina se llevan las manos a los oídos, luego a las sienes, comienzan a girar viendo hacia el cielo, caen al suelo, se ponen en posición fetal, se arrastran, se levantan, se dejan caer de rodillas, ruedan en el piso, cierran los ojos, jalan sus cabellos, abren los ojos, se ponen a gatear, se recuestan boca abajo, ven las hojas de hierba, los insectos sobre las hojas de hierba, se vuelven a llevar las manos sobre la cabeza, miran directamente al sol, luego sus manos, sus pies...todo en un lapso de 20 segundos.
Luego de que la ambulancia se encontrara ya a kilómetros de distancia de esa calle, uno de los drogadcitos que permanecían tendidos en el suelo en silencio, dice:


- ¡Dios! ¡Por fin!... creí que jamás se terminaría...  
 ................................................................................................ 

Un alcohólico se encuentra en el consultorio médico y le ruega al doctor que le de alguna solución desesperada contra el alcoholismo, algun medicamento de última generación, alguna inyección, píldora, remedio casero, lo que sea.

Mmmhh, déjeme ver - dice el doctor, revisa el cajón de su escritorio y saca unos cuadritos de azúcar con LSD- aquí tiene

- ¿Azúcar? - pregunta extrañado el alcohólico

- No, es LSD - contesta el doctor

- Pero doctor, ¿cómo se supone que el LSD me va a ayudar a dejar la bebida? - preguntó intirgado el infeliz paciente
 

- Ya verá como va a dejarla - contesta el doctor - en cuanto comienzen a perseguirlo los elefantes anaranjados eléctricos voladores y los unicornios morados escupe-fuego
 ................................................................................................ 
 .
Por último, la cereza del pastel psicodélico, un video sobre Pikachu bajo los efectos del LSD, XD:



 ................................................................................................  
..

La pequeña Luciérnaga


De Cuentos folklóricos Tailandeses

Había una vez una comunidad de luciérnagas que vivía en el interior del tronco de un altísimo lampati, uno de los árboles más majestuosos y viejos de Tailandia. Cada anochecer, cuando todo se quedaba a oscuras y en silencio y sólo se oía el murmullo del cercano río, todas las luciérnagas abandonaban el árbol para llenar el cielo de destellos. Jugaban a hacer figuras con sus luces bailando en el aire para crear un sinfín de centelleos luminosos más brillantes y espectaculares que los de un castillo de fuegos artificiales.
Pero entre todas las luciérnagas que habitaban en el lampati, había una muy pequeñita a la que no le gustaba salir a volar.

- No, no, hoy tampoco quiero salir a volar - decía todos los días la pequeña luciérnaga-. Id vosotros que yo estoy muy bien en casita.

Tanto sus abuelos, como sus padres, hermanos y amigos, esperaban con ansiedad a que llegara la noche para salir de casa y brillar en la oscuridad. Se lo pasaban tan bien que no comprendían cómo la pequeña luciérnaga no les acompañaba nunca. Le insistían una y otra vez para que fuera con ellas a volar, pero no había manera de convencerla. La pequeña luciérnaga siempre se negaba.

- ¡Qué no quiero salir a volar! - Repetía la pequeña luciérnaga -. ¡Mira que sois pesados!

Toda la comunidad de luciérnagas estaba muy preocupada por la actitud de la pequeña.

- Hemos de hacer algo con esta hija - decía su madre angustiada-. No puede ser que la pequeña no quiera salir nunca de casa.

- No te preocupes, mujer - añadía su padre intentando calmarla -. Ya verás como todo se arregla y cualquier día de éstos sale a volar con nosotros.

Pero pasaban los días y la pequeña luciérnaga seguía encerrada sin salir de casa.
Un anochecer, cuando todas las luciérnagas habían salido a volar, la abuela luciérnaga se acercó a la pequeña y le preguntó con toda la delicadeza del mundo:

- ¿Qué te sucede, mi pequeña niña? ¿Por qué nunca quieres salir de casa? ¿Cuál es la razón por la que nunca quieres venir a volar e iluminar la noche con nosotros?

- No me gusta volar - respondió la pequeña luciérnaga.

- Pero ¿por qué no te gusta volar ni mostrar tu luz? - insistió la abuela.

- Pues - Explicó por fin la pequeña luciérnaga -, para qué he de salir si con la luz que tengo nunca podré brillar como la luna. La luna es grande y brillante y yo a su lado no soy nada. Soy tan pequeñita que a su lado no soy más que una ridícula chispita. Por eso nunca quiero salir de casa y volar, porque nunca brillaré como la luna.

La abuela escuchó con atención las razones que le dio la pequeña luciérnaga

- ¡Ay, mi niña! - Dijo con una sonrisa - Hay una cosa de la luna que has de saber y que, por lo visto, desconoces. Y lo sabrías si al menos salieras de casa de vez en cuando. Pero como no es así, pues, claro, no lo sabes.

- ¿Qué es lo que debo saber de la luna y que no sé? - preguntó la pequeña luciérnaga presa de la curiosidad.

- Has de saber que la luna no tiene la misma luz todas las noches - respondió la abuela -. La luna es tan variable que cambia todos los días. Hay noches en que está radiante, redonda como una pelota brillando desde lo más alto del cielo. Pero, en cambio, hay otros días en que se esconde, su brillo desaparece y deja al mundo sumido en la más profunda oscuridad.

- ¿De veras que hay noches en que se esconde la luna? - se sorprendió la pequeña.

- ¡Que sí, mi niña! - continuó explicando la abuela-. La luna cambia constantemente. Hay veces que crece y otras que se hace pequeña. Hay noches en que es enorme, de un color rojo, y otros días en que se hace invisible y desaparece entre las sombras o detrás de las nubes. La luna cambia constantemente y no siempre brilla con la misma intensidad. En cambio tú, pequeña luciérnaga, siempre brillarás con la misma fuerza y siempre lo harás con tu propia luz.

La pequeña luciérnaga se quedó asombrada ante las explicaciones de la abuela. Nunca se habría podido imaginar que la luna fuera tan variable que brillaba o que se apagaba según los días. Y a partir de entonces, la pequeña luciérnaga salió cada noche del interior del gran lampati para salir a volar con su familia y sus amigos. Y así fue cómo la pequeña luciérnaga aprendió que cada uno ha de brillar con su propia luz.
.

domingo, 28 de octubre de 2012

El secreto de la riqueza


 De La Sabiduría de los cuentos de Alejandro Jodorowsky


Una madre judía le dijo un día a su hijo:

- Hijo mío, tienes ya veinticuatro años. Y ha llegado la hora de afrontar tu futuro. Tu padre tiene un amigo rico.¡Ve, pues, a verle y pregúntale cómo se las ha arreglado él para hacerse rico!
El joven, siguiendo los consejos de su madre, concertó una cita con el amigo de la familia. Había caído la noche cuando se encontraron.

- ¿Podría confiarme usted el secreto de su éxito?-preguntó el joven visitante.

- Por supuesto - asintió el hombre- Es una historia muy larga-. Y, echando una mirada a su huésped, añadió: ¡Dado que no tomas notas,apagemos la luz! ¡No vale la pena gastar electricidad si no es necesario!

A estas palabras, el joven sonrió y dijo:

- Lo he comprendido. Acaba usted de darme la respuesta.
.....................................................................................................

El joven había comprendido que, para ser rico, hay que ser ahorrador, consciente de todo.
Aplicándolo al terreno que a nosotros nos interesa, para adquirir la riqueza espiritual, nos conviene estar, de igual modo, extremadamente vigilantes. No malgastar nuestra vida inútilmente.

Por esta razón es por lo que pido a las personas que vienen a consultarme si han estudiado su árbol genealógico a fin de ver lo que se preparan a vivir en el futuro. ¿Vivimos en el pasado, en nuestra herida, o bien en el presente, en esa maravilla que es el instante? Hay que tomar conciencia de lo que nuestro árbol nos ha legado a fin de no dilapidar nuestra vida.

Son numerosas las historias zen que hablan de economizar el agua. Es una manera de decir que no hay que malgastarse. O dicho de otro modo, vivir o en el pasado o en el futuro, pero no en el presente.
.

El origen de los árboles de hojas perennes

.
 
De Cuentos folklóricos de Mongolia

En los primeros días, en el amanecer de la tierra, todos los árboles solían perder sus hojas durante el otoño. Como Erleg Khaan* había traído la enfermedad al mundo, los humanos se enfermaban y morían cuando llegaban a viejos. El cuervo, sin embargo, sintió lástima por los seres humanos y deseó restaurarles a inmortalidad con la que habían sido creados.

En los tiempos antiguos, una enorme montaña, Humber Ula, creció en el centro del mundo. Su cima tocaba la entrada del mundo celestial. En la punta de este pico crecía un álamo con hojas de plata y oro junto al manantial del agua de la vida. Quienquiera que bebiese de esa agua, recobraría su salud y viviría por siempre libre de todo padecimiento

El Cuervo voló a la fuente del agua de la vida y tomó en su pico tanta agua como pudo. Planeaba llevar el agua a los seres humanos para que se volvieran inmortales con unas pocas gotas. Al volar de vuelta a tierra, se acercó demasiado a un bosquecillo de pinos que estaba junto al campamento humano. De repente, un búho ululó desde los árboles. El Cuervo, asustado por el sonido, abrió el pico y el agua se derramó sobre los pinos.

Por este motivo, los pinos permanecen verdes todo el año, mientras que las hojas de otros árboles, como los humanos, envejecen, se caen, y mueren. 
................................................................................................................................

* El Padre Cielo tuvo dos hijos: Ulgen Tenger, Señor del Mundo Superior, y Erleg Khan, Señor del Mundo Inferior. Ulgen Tenger creó a los animales y a los humanos del barro y los puso a secar. Erleg Khan, envidioso de su hermano, se acercó a los humanos y los escupió para que padecieran enfermedades y no fueran inmortales..
.

sábado, 27 de octubre de 2012

La Realidad en una palabra



Érase una vez un reino en el que la prosperidad y la abundancia se repartían de forma justa entre sus habitantes. Un día que el rey observaba el iris oscuro y profundo de un ciervo al que acariciaba, surgió en su mente un poderoso interrogante. "¿Qué es en verdad lo que percibimos como realidad?, ¿lo que ven nuestros ojos?, ¿lo que interpretamos de lo que percibimos?", se preguntó abrumado. "Hay muchas teorías acerca de la realidad -se decía-. Sin embargo, quisiera saber algo más preciso y clarificador que calme mi sed de comprender".
De inmediato, convocó a los hombres de conocimiento más destacados del reino a fin de inducirles a elaborar un planteamiento definitivo sobre la naturaleza de la realidad.
Aquel grupo seleccionado de estudiosos, tras muchos años de heroico esfuerzo, presentó a su majestad un enorme tomo para satisfacer la gran pregunta que le mantenía en vilo. El rey, ante el exagerado tamaño de la respuesta, rechazó el trabajo y les pidió que lo resumieran en un único párrafo.
Al cabo de otros diez años, se presentaron con una propuesta condensada que pensaban que satisfaría al rey. Pero éste, tras leerlo ávidamente, dijo:

- Aún es demasiado largo. La naturaleza de la realidad debe formularse en una única palabra que lo diga todo acerca de la misma.

Tras muchos años, los pocos estudiosos que quedaban con vida presentaron, con manos temblorosas, un manuscrito maltrecho. En él estaba escrita una sola palabra. Y el rey, al leerla y comprender, sonrió iluminado.

- ¿Cuál es?- preguntaron los cortesanos que presenciaron tan fausto acontecimiento.

- La palabra que resume la verdadera naturaleza de la realidad es: "quizá"...
.

♫♪ Na Baixa do Sapateiro ♪♫

.
La siguiente versión es la interpretada por Nestor Amaral en esa bonita e  hyperpsicodélica película "Los Tres caballeros", con el Pato Donald, José Carioca y Pancho de México. Difiere en la estructura de sus versos de la versión original de Ary Barroso (y de todas las demás versiones, de hecho, incluyendo la que se encuentra abajo en esta entrada), pero escogí esta pieza para su traducción debido al valor nostálgico que le atribuyo (Con todo y la animación romántica de la película). 
En fin, aquí la canción:

Na Baixa do Sapateiro
Ea la bajada del Zapatero


Ô, Bahia, ai ai
Oh, Bahia, ay ay

Bahia que não me sai do pensamento, ai ai
Bahia que no me puedo sacar del pensamiento, ay ay

Faço o meu lamento, ô
hago mi lamento, oh

Na desesperança, ô
La desesperanza, oh

De encontrar nesse mundo
De encontrar en este mundo

Um amor que eu perdi na Bahia, vou contar
Un amor que perdí en Bahía, voy a contar


Na Baixa do Sapateiro
En la bajada del Zapatero

eu encontrei um dia

me encontré un día

A morena mais frajola da Bahia
la morena más bonita de Bahía

Pedi-lhe um beijo, não deu

le pedí un beso, no me lo dio

Um abraço, sorriu
Un abrazo, sonrió

Pedi-lhe a mão, não quis dar, e fugiu
le pedí la mano, no me la quiso dar, y huyó


Bahia, terra da felicidade
Bahía, tierra de la felicidad

Morena, eu ando louco de saudade
Morena, estoy loco de nostalgia

Meu Senhor do Bonfim
Mi Senhor do Bonfim *

Arranje outra morena igualzinha pra mim
Consígame otra morena igual para mí


Ô, Bahia ai ai
Oh, Bahia, ay ay

Bahia que não me sai do pensamento, ai ai
Bahia que no me puedo sacar del pensamiento, ay ay

Faço o meu lamento, ô
hago mi lamento, oh

Na desesperança, ô
La desesperanza, oh

De encontrar nesse mundo

De encontrar en este mundo

Um amor que eu perdi
Un amor que perdí

Ô Lará Ô lerê 
Oh lalá, Oh, lelé 


* Senhor do Bonfimen, municipio en el interior de Bahía
 ......................................................................................................
  ....................................Versión completa:

Na Baixa do Sapateiro - Charles Wolcott and his Orquestra
Ea la bajada del Zapatero - Charles Wolcott  y su Orquesta
 
 ......................................................................................................

jueves, 25 de octubre de 2012

El Huevo Primordial

.
 Del capítulo Cosmosofía
del libro Los Hijos de la Luz: Ensayo sobre historia, tradiciones, mitos, leyendas y fábulas de la masonería universal de Raymond François Aubourg Dejean, traducción de Gloria Susana Mariño de Aubourg

Si el marco general de la comprensión de un universo en expansión y de un Big Bang es fácil, tenemos que enfrentarnos con preguntas aún más difíciles. ¿Cómo eran las condiciones en la época del dicho Big Bang? ¿Qué sucedió antes? ¿Había un diminuto universo carente de toda materia y luego la materia se creó repentinamente de la nada? Muchas culturas responden que Dios creó el universo de la nada; es el caso de nuestra cultura judeocristiana. La pregunta que debemos formular enseguida resulta evidente: ¿De dónde viene Dios?. Si decidimos que esta respuesta no tiene contestación, ¿Por qué no decidimos que el origen del Universo tampoco tiene respuesta? Si decidimos que Dios siempre ha existido, ¿Por qué no concluimos, diciendo que el universo ha existido siempre?
Cada cultura tiene un mito sobre el mundo antes de la creación y sobre su creación, a menudo mediante la unión sexual de los Dioses o la incubación de un «huevo cósmico». En general, se supone que el universo sigue el precedente humano o animal; de aquí vienen como ejemplos algunos extractos de tales mitos:

«...Al principio de todo, las cosas estaban descansando en una noche perpetua; la noche lo oprimía todo como una maleza impenetrable...»

El Mito del «Gran Padre» del pueblo aborigen Aranda de Australia central

«...Todo estaba en suspenso, todo en calma, todo silencioso; todo inmóvil y tranquilo; y los espacios del cielo estaban vacíos..» 

El Popol Vuh de los Maya Quiché

«...Na Arean estaba sentado solo en el espacio como una nube que flota en la nada. No dormía porque no había el sueño; no tenía hambre porque todavía no había hambre. Estuvo así durante mucho tiempo, hasta que se le ocurrió una idea. Se dijo a sí mismo: «Voy a hacer una cosa...»

Mito de Maia, islas Gilbert de Micronesia

«... Al orígen de los tiempos, había Noun, el caos origina l inerte; de este caos salíò por potencia propia el sol Ra-Atoum. Atoum masturbándose, escupió Chou-Tefnout. Chou-Tefnout produjó Geb (la tierra) y Nout (el cielo), quienes a su turno, dieron nacimiento a los grandes «Neters» de la naturaleza: Osiris, Isis, Seth y Nephtys»

Leyendas egipcias, XII Dinastia

«...Antes de que el cielo y la tierra hubiesen tomado forma, todo era vago y amorfo. Lo que era claro y ligero se desplazó hacia arriba para convertirse en el cielo, mientras que lo pesado y turbio se solidificó para convertirse en tierra. Fue muy fácil que el material puro y fino se reuniera, pero muy difícil que el material pesado y turbio se solidificara; por eso el cielo quedó completado primero y la tierra tomó su forma después. Cuando el cielo y la tierra se unieron en vacuidad y todo era una simplicidad tranquila, las cosas llegaron al ser sin ser creadas; esta fue la Gran Unidad. Todas las cosas salieron de esta unidad, pero todas se hicieron diferentes...» 
Huainan Zi, China, Siglo I A. de. C

Esta última citación china se une a nuestro concepto Judeocristiano puesto que tiene mucha similitud con el relato bíblico:
 
«... En el principio, creó Dios el cielo y la tierra; dijo pues Dios: “... sea hecha la luz...” y dividió la luz de la tinieblas; a la luz la llamó día y a las tinieblas noche; resultó el primer día ... El segundo día, hizo Dios el firmamento y separó las aguas; y al firmamento llamóle Dios cielo ... El tercer día, Dios produjo la hierba verde y árboles que dan fruto, reúnanse las aguas que están debajo del cielo y aparezca lo árido y lo seco ... El cuarto día, Dios hizo lumbreras o cuerpos luminosos en el firmamento del cielo, que distinga el día de la noche y señalen los tiempos o las estaciones, hizo los días y los años y las estrellas ... El quinto día produjo en las aguas reptiles y animales que vivan en el agua y aves que vuelen sobre la tierra debajo del firmamento del cielo... El sexto día, creó los animales vivientes en cada género y por fin dijo: hagamos al hombre a imagen y semejanza nuestra ... El séptimo día, reposó y bendijo el día séptimo, por cuanto Dios había cesado todas sus obras que creó hasta dejarlas bien acabadas. »

Libro del Génesis, capítulo I, vers del I al 28, capitulo II, vers 1-3

Durante miles de años los hombres estuvieron oprimidos por la idea de que el universo era una marioneta cuyos hilos manejan un Dios o Dioses no vistos e inescrutables. Luego, hace 2.500 años, se produjo un glorioso despertar que creo el cosmos del caos. Los primitivos griegos creían que el primer ser fue el caos; que creó una Diosa llamada noche y luego se unió con ella; su descendencia produjo más tarde todos los Dioses y los hombres. El universo creado a partir del caos concordaba con la época clásica griega que creía que la naturaleza imprescindible era manejada por Dioses caprichosos. La diferencia entre estos mitos y nuestro concepto científico del Big Bang, es que la ciencia se autoexamina y que podemos llevar a cabo experimentos y observaciones para comprobar nuestras ideas; pero, estas muy antiguas historias de creación son merecedoras de nuestro profundo respeto.
Los puntos de vista son muy diferentes cuando se trata de definir la creación del universo; los científicos pretenden que el universo es un accidente, lo s religiosos que es la expresión de la soberanía ilimitada de Dios y los filósofos que es el acto fundamental de toda la creación. Para unos, el universo no era inevitable; para los otros, el universo no es un accidente, existe por sí mismo. Para los creyentes, el universo es una obra de creación; por lo tanto, esta completamente sujeto a la voluntad de su creador. Dios es energía con propósito (espíritu creador) y voluntad absoluta; son estos propósitos y esta voluntad que son incomprensibles por el hombre.

La religión hindú es la única de las grandes fes del mundo que inculca la idea de que el mismo Cosmos está sujeto a un número de muertes y de nacimientos inmensos, de hecho infinitos. Es la única religión en la que las escalas temporales corresponden, a las de la cosmología científica moderna. Sus ciclos van de nuestro día y noche corrientes hasta un día y una noche de Brahma, que dura 8.640 millones de años; más tiempo que la edad de la Tierra o del Sol y una mitad aproximadamente del tiempo transcurrido desde el Big Bang.
Las fechas de las inscripciones Mayas también abundan profundamente en el pasado y a veces en el futuro lejano. Unas inscripciones se refieren a una época de hace más de un millón de años y otra se refiere quizás a hecho de hace 400 millones de años, aunque los especialistas de la cultura Maya discuten estas cifras. Los acontecimientos recordados puede ser míticos, pero las escalas temporales son prodigiosas. Un milenio antes de que los europeos estuvieran dispuestos a despojarse de la idea bíblica de que el mundo tenía unos cuantos miles de años de edad, los Mayas estaban pensando en millones y los hindúes en miles de millones.

Hay en la religión Hindú el concepto profundo y atrayente de que el universo no es más que el sueño de un Dios que, después de cien años de Brahma, se disuelve en un sueño sin sueños. El universo se disuelve con él, hasta que después de otro siglo de Brahma, se remueve, se recompone y empieza de nuevo a soñar el gran sueño cósmico. Mientras tanto y en otras partes, hay un número infinito de otros universos, cada uno con su propio Dios soñando el sueño cósmico.
Estas grandes ideas están atemperadas por otra, quizá más grande todavía, que dice:
 

«...Los hombres no son los sueños de los Dioses, sino que los Dioses son los sueños de los hombres...»
.

Compartir

 
Creative Commons License
This obra by Arturos (Basiliskus) is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-No comercial 2.5 México License.
Based on a work at basiliskus.blogspot.com.